Inicio

Tu alojamiento en Necochea Quequén y Zona

Playa 2

Extensas playas, pinares frente al mar, el caudaloso Río Quequén, el puerto… y mucho mas…

Necochea es hoy una pujante ciudad en cuyo centro histórico se desarrolla la actividad comercial permanente y en el pintoresco “centro de la playa” sobre la costa,  una  activa movida gastronómica, boliches, restó, variados espectáculos,  y todo el alojamiento turístico. El paseo ribereño, el puerto, la costa de Quequén y el Parque Lillo, con su circuito aeróbico, sectores de parrillas, anfiteatro  y museos,  son paseos imperdibles. Además sesenta kilómetros de amplísimas  playas con muy variadas características te convertirán indefectiblemente en un fanático de nuestra localidad

PARQUE LILLO

PARQUE LILLO

Continuando el recorrido, y dejando atrás el ejido céntrico de Necochea, encontramos una importante reserva forestal que ocupa mas de 600 hectáreas sobre la costa marítima y contiene : circuito aeróbico y también campo Scout, un camping, Museo de Ciencias Naturales e Histórico Regional, un pintoresco trencito que recorre el parque además anfiteatro, fogones al aire libre, proveeduría, cancha de bochas, alquiler de caballos, bicicletas y carritos, etc.

AMANECER EN NECOCHEA

AMANECER EN NECOCHEA

Durante la temporada veraniega en Necochea y Quequén, el sol sale sobre el mar en la zona del puerto. Difícil describir la belleza de estos amaneceres, que ademas suelen ser enriquecidos por las maniobras de ingreso a puerto de grandes barcos.

LAGO DE LOS CISNES

LAGO DE LOS CISNES

Sobre la avenida 2, costanera de Necochea, casi avenida 103. Encontramos un pintoresco lago con gran cantidad de cisnes, patos y gansos que habitan en sus aguas. Se pueden alquilar bicicletas acuáticas, para recorrerlo o caminar por sus senderos bordeándolo. En el lugar hay también un minizoológico donde se pueden observar algunos especímenes de cabras, ñandúes y faisanes entre otros.

EL VIEJO ESPIGÓN

EL VIEJO ESPIGÓN

Ya finalizando la parte urbana de Necochea, encontramos un viejo espigon, antigua mole de cemento, y oxido de hierro, que se ha convertido en curioso atractivo para fotografos y turismo en general, seducidos por el imponente espectaculo que resulta la puesta de sol sobre el mar, justo por encima  del pintoresco "viejo espigon"